Hudson: "En un bote de vela, a la mar me tiro"

Sí sí, ya se: En realidad no es "la mar", se trata del río Hudson. Y el bote de vela mas bien es un Airbus A320. Pero el concepto es exactamente el mismo.

Todos escuchamos sobre el accidente. El 15 de enero de 2009, en Nueva York, un avión pierde sus 2 motores por colisiones con aves y desciende graciosamente en el río Hudson. Pero.. ¿cómo es que no se mataron todos los 151 ocupantes en el intento?


El amerizaje del Airbus A320 de la compañía aérea US Airways sin causar víctimas mortales se debe primero a la calma con que la tripulación se manejó y a las medidas apropiadas con que resolvieron el accidente. A partir del punto de vista estadístico de los desastres aéreos, el fallo simultáneo en los dos motores de un avión en navegación es inimaginable, con una probabilidad que apenas alcanza el millonésimo.

Al suceder el fallo en el Airbus A320, el avión volaba a una altura de 1.000 metros, generalmente el avión podría avanzar planeado desde esta altura de 15 a 20 kilómetros.

En aquel momento, era imposible volver al aeropuerto de partida. Los pilotos decidieron dirigir el avión para que siguiera planeando a lo largo del río Hudson. A pesar del fallo en los dos motores al mismo tiempo, el dispositivo de control electrónico todavía funcionaba efectivamente, rectificando de manera automática el pilotaje.

El A320 no es un hidroplano ni un avión capaz de acuatizar. En estas circunstancias los pilotos acertaron en no dejar que los motores tocaran primero la superficie del río (se nota en el video) evitando exitosamente el viraje vertiginoso y la desintegración del avión. La reacción rápida de los pilotos permitió un acuatizaje con una velocidad lo más baja posible y tocando el agua con la parte posterior de la aeronave primero. Y el manejo se realizó en solo segundos evitando la posible colisión con los barcos que nevegaban en el río. Esto ha dejado al avión flotar en el agua durante suficiente tiempo para que los viajeros salieran del avión por la puerta de emergencia. Y los tanques de combustible por debajo de las alas sirvieron de flotadores que ayudaron a mantener en la superficie al avión.

Hay que aclarar que la técnica correcta para acuatizar o amerizar exitosamente de emergencia, no difiere de un aterrizaje común. Básicamente hay que aproximarse al agua de la misma manera que a una pista de aterrizaje, y tocar la superficie con la parte posterior o la panza, a la menor velocidad posible. La diferencia con el aterrizaje común y silvestre, es solo que el tren de aterrizaje debe estar arriba y que hay que rezar un poco más... por supuesto.

En este video se ve la secuencia del acuatizaje, captada por cámaras de seguridad:

video


Video: http://www.youtube.com/watch?v=rvn1kaG8b9c
http://spanish.people.com.cn/31619/6576890.html

4 comentarios:

  1. Excelente informe. Bien por ud.: promete y cumple, voto.

    y que hay que rezar un poco más... por supuesto XDXD
    Aplausos.

    ResponderEliminar
  2. Vio que al final llegó el informe, tarde pero seguro! =D
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Enternauta: Aguardamos nuevos posts con ansiedad, tiene varias promesas todavía que cumplir.

    ResponderEliminar
  4. un buen piloto acrobático hace un roll en linea y loops redondos , después, el resto de las figuras aresti y cuando eso sale realmente bien piensa en cosas rebuscadas difíciles de evaluar.Si querés algo difícil,te quiero ver con un loop o círculo rolado...

    ResponderEliminar

A ver qué me contas...
(por favor, use su nombre o su apodo de barrio GRACIAS!!)